Review: Tranya Rimor, auriculares inalámbricos con sonido de alta calidad a un precio asequible

Hoy en día los auriculares inalámbricos del tipo earbuds están a la orden del día y es fácil encontrar muchos en Amazon a precios ridículamente bajos, aunque la calidad en la mayoría de los casos es mala.

Es difícil encontrar un par de auriculares inalámbricos buenos, con sonido de alta calidad, que calcen bie y a un precio razonablemente bueno en el rango que va desde los 50 a los 80 dólares.

Tranya Rimor

Hace unas semanas atrás recibimos un par de los auriculares Rimor de la empresa Tranya  para llevar a cabo un review.

Si bien al recibir estos auriculares me gustó su diseño y la sensación de suavidad al tenerlos en mi mano, a pesar de todo eso y de lo que me había comentado el fabricante sobre estos auriculares, todavía faltaba lo más importante, el sonido, los controles, alcance, autonomía y el uso de los mismos en cuanto confortabilidad al usarlos por un tiempo prolongado.

A continuación les comento sobre los Tranya Rimor y que me parecieron:

En la Caja

  • Estuche protector y de carga con batería integrada
  • Auriculares
  • Cable USB-C de carga
  • Manual
  • Pegatina

Tranya Rimor

Especificaciones

  • Driver dinámico de 10mm
  • Diafragmas recubiertos de titanio
  • Bluetooth 5.0
  • Alcance Bluetooh 10 metros
  • Rango de alta frecuencia: 20Hz a 20000Hz
  • Baterías en auriculares: 50 mAh
  • Batería en estuche: 500 mAh
  • Autonomía auriculares: 5 horas
  • Autonomía estuche: 20 horas
  • Autonomía total (auriculares + estuche): 25 horas
  • Tiempo de carga: Auriculares 1 hora – Estuche: 2 horas
  • Dimensiones auriculares: 1 x 0.6 x 0.6 pulgadas – 25,40 x 15,24 x 15,24 mm
  • Peso auriculares: 0.16 onzas – 4,5 gramos
  • Asistentes virtuales compatibles: Siri – Asistente de Google
  • S.O. compatibles: iOS – Android – HarmonyOS
  • Resistencia al agua: norma IPX5
  • Puerto de carga del estuche: USB-C
  • Cancelación de ruido ambiental
  • Almohadillas de silicona (incluyen 3 tamaños)
  • Micrófono trabaja con el Codec Bluetooth de Realtek

Diseño

Los Tranya Rimor tienen un diseño similar a otros earbuds de su tipo, con formato oval y un tamaño que podemos llamar mediano.  Si bien estos auriculares no se ocultan completamente, no son excesivamente grandes como sucede con algunos otros earbuds.

 

Ver esta publicación en Instagram

Además tampoco tienen el formato como los del tipo Apple AirPods, los cuales para muchos es considerado antiestético, especialmente por el tallo que a pesar de que es más corto en los nuevos AirPods Pro, siguen pareciendo como si algo estuviera  colgando de las orejas.

Antes de seguir quiero que quede claro que no estoy comparando estos auriculares con los AirPods Pro, para nada, esa no es mi intención y por supuesto que los de Apple son superiores, solo que el diseño de los mismos para mi no es el mejor estéticamente hablando.

En la parte exterior posee los controles táctiles, que se encuentran precisamente debajo del logo de Tranya.  El material del logo es como una lámina de plástico flexible, con un acabado brillante y suave al tacto.

Tranya Rimor

En la parte superior trasera encontramos los dos contactos de metal para la carga de la batería de los auriculares y en la parte inferior se encuentra la salida de sonido recubierta por las almohadillas de silicona.  Como suele suceder con la mayoría de los auriculares, uno incluye la letra R entre los dos contactos de metal para señalar que es el auricular derecho y el de la izquierda posee la letra L.

La carcasa de los auriculares está construida con plástico resistente, con un acabado brillante y suave al tacto.

En cuanto al estuche, al igual que los auriculares está construido con plástico resistente y tiene una pintura protectora de silicona color negro mate y muy suave al tacto.

En la parte superior se encuentra escrito el nombre de la marca: Tranya.

Tranya Rimor

En la parte frontal, tiene una pequeña línea horizontal hacia afuera que permite levantar la tapa del estuche de protección y carga, para acceder a los auriculares.  En la parte frontal inferior posee 4 pequeñas luces LED blancas, indicadoras de la carga de la batería del estuche.

Tranya Rimor

La parte de atrás posee una bisagra que no se ve y debajo el puerto USB-C de carga de la batería.

Tranya Rimor

Para que tengan una idea del tamaño del estuche, cabe perfectamente en la palma de una mano promedio.

Tranya Rimor

El interior del estuche muestra en la parte inferior los huecos para calzar los auriculares junto con los contactos de metal para cargar la batería de los auriculares.  Además en este estuche los Rimor permanecen protegidos.  El hueco izquierdo está etiquetado con la letra L y el derecho con la R para que uno no se equivoque y coloque los auriculares en el hueco incorrecto.

Tranya Rimor

Cuando colocan los auriculares en los huecos, se deslizan fácilmente y encuentran su posición quedando ajustados perfectamente y seguros.

Confortabilidad y Uso

Con la experiencia de haber probado varios auriculares del tipo earbuds me llamó mucho la atención lo bien que encajaban las almohadillas que vienen instaladas de fábrica (tamaño mediano).  Igualmente esto no es garantía para todas las personas, por lo que seguramente habrá quien no esté conforme con cualquiera de las 3 medidas de almohadillas que vienen en la caja, pero es algo que se puede solucionar comprando una almohadillas Comply de espuma de memoria, las cuales no son caras, se ajustan perfectamente y brindan mejor supresión del ruido externo.

El otro aspecto es cómo encaja el cuerpo y en este caso también presentan un punto positivo.  Se acomodan y apoyan muy bien sobre el antitrago de la oreja y al tener un cuerpo casi por completo con curvas, es suave y confortable sobre cualquier parte de la oreja en la que está apoyado.

Son muy livianos y no se siente esa presión que provocan algunos auriculares de este tipo u otros con cable.

Tranya Rimor

A la hora de caminar y luego correr, también se mantuvieron bien ajustados sin aflojarse, salvo una vez que no encajé bien las almohadillas de silicona en el orificio auditivo externo.  En este último caso a medida que iba corriendo iba sintiendo que se estaban aflojando y además se sentía más y más el ruido externo. Solo los encajé perfectamente y listo.

Cuando quitan los auriculares del estuche, pasados unos segundos se activan automáticamente y se escucha una voz que dice “Power On”.  También y si quieren encenderlos más rápido presionan el control por 3 segundos y listo (en este caso también escucharán “Power On”).

Emparejar estos auriculares no es problema, en ningún momento tuve complicaciones al emparejarlo por primera vez con distintos dispositivos.   Cuando los dos auriculares están encendidos se conectan entre sí en forma automática y en ese momento escucharán “Du Du”.  Luego de eso entran en el modo emparejar, también en forma automática, sin necesidad de presionar el control y se escucha una voz que dice “Pairing”.

Cuando se emparejan con el dispositivo, que sucede en un par de segundos, escucharán una voz que dice “Connected”, la cual puede venir del auricular izquierdo o derecho.  Luego cuando los usan en otras oportunidades se conectan solo en forma automática.

Para apagar los auriculares, lo pueden hacer en forma manual con solo presionar el control por 5 segundos.  Si los quieren guardar en el estuche, con solo colocarlos en sus respectivos huecos se apagan automáticamente y comienzan a cargarse sus baterías.

El control táctil que integran los auriculares permite reproducir y pausar, avanzar y retroceder pistas, controlar el volumen, contestar y terminar llamadas, rechazar llamadas y activar al asistente virtual del smartphone.

Tranya Rimor

Por supuesto que estos earbuds son estéreo, pero si desean usarlos en Modo Mono, solo dejan un auricular en el estuche y listo.

Batería

En cuanto a la autonomía y comparando con lo que señala Tranya en las especificaciones, las 5 horas en el mejor de los casos se transformó en 4 horas y un poco más de 20 minutos (auriculares solos) y con el estuche de carga las 25 horas en el mejor de los casos llegó a un poco más de 21 horas.  Esto no significa que los fabricantes no digan la verdad, sucede con la mayoría de los fabricantes que hacen pruebas de laboratorio en condiciones totalmente óptimas, cosa que en la práctica, o sea en la vida diaria no sucede.

Lo interesante también en cuanto a la autonomía es que con aproximadamente 10 minutos de carga, se obtienen alrededor de unos 80 minutos de reproducción de música.

Sonido

Los auriculares del tipo earbuds que probé anteriormente a estos, los Funcl W1S, de entrada me dieron una buena impresión, con alguna que otra cosa negativa como por ejemplo falta de un LED indicador de carga en el estuche, cosas que uno quizás por el precio puede obviar, pero cuando llegó el momento del sonido, eso fue lo que me decepcionó totalmente.  El volumen del sonido es muy bajo y la calidad deja mucho que desear.  Hablando del volumen, podemos decir que los Funcl W1S  comparándolos con el volumen de sonido que ofrecen los auriculares del Samsung Galaxy Note 9, aproximadamente en su punto más alto solo ofrecen un 30% del volumen que ofrecen estos últimos.

Tranya Rimor

Bueno, lo anterior no sucedió con los Tranya Rimor, al contrario, me sorprendió mucho la calidad de sonido.

La reproducción de sonido ofrece un fuerte énfasis en los tonos graves aunque no se pasan del límite, algo que quizás a los fans puros de los bajos probablemente no los atraiga mucho.  Los medios en general son cálidos y claros, algo esto último (claridad) que también define a los agudos que ofrecen los Rimor.

En cuanto a las llamadas telefónicas, el micrófono incorporado utiliza tecnología de cancelación de ruido ambiental, pero aún así la cancelación de ruido no es de las mejores.

La calidad de la voz del micrófono incorporado tampoco no es de lo mejor, pero tampoco es de lo peor.  En cuando al escuchar la voz de la otra persona en las llamadas, se escucha en forma clara, sin problemas.

Lamentablemente la cancelación de ruido ambiente cuando escuchamos música, podcasts y otro tipo de contenido es pasiva y como muchos de ustedes conocen esto depende mucho del sellado creado por las almohadillas.  Aún así bloquea bastante los ruidos de fondo.

Precio

Los Tranya Rimor tienen un precio de lista de 129 dólares, pero ahora se pueden conseguir a 79,99 dólares en el sitio de Tranya y en Amazon están en oferta a 49,99 dólares, con envíos a distintos países, incluido España.

Conclusión final

Algo que me pregunto siempre cuando evalúo un producto es lo siguiente: ¿lo compraría?  En este caso por supuesto que sí.

Como siempre aclaro en algunos reviews que lo ameritan, no estoy comparando el sonido de los Tranya Rimor con los Apple AirPods Pro o los Bose SoundSport u otros de alta calidad y precio.  La experiencia de sonido, uso y calidad se basa en auriculares del tipo earbuds en precios de hasta 100 dólares y si bien esto es más alto de lo que pueden pagar por los Tranya Rimor, estos auriculares pueden competir con algunos de los auriculares de ese precio.

Lamentablemente estos auriculares no ofrecen cancelación de ruidos activa, si lo tuvieran se encontrarían en un nivel muy superior y difícil de vencer en su segmento, aunque por supuesto su precio sería un poco más alto de lo que cuestan.

Por su precio, con un sonido muy bueno, más de 20 horas de autonomía y resistencia al agua, los Tranya Rimor son unos auriculares de tipo earbuds a tener muy en cuenta.

 

Precio: u$s 49,99 – u$s 79,99 

Donde comprar: TranyaAmazon

Fuente del Producto utilizado para el review: provisto por Tranya

Siguenos por Twitter a través de @Geeksroom y no te pierdas todas las noticias, cursos gratuitos y demás artículos. También puedes seguirnos a través de nuestro canal de Youtube para ver nuestros vídeos y a través de Instagram para ver nuestras imágenes!



La principal fuente de ingresos de Geek's Room es la publicidad y en mucha menor medida algunos enlaces de afiliados en artículos sobre productos. Aunque recibamos una compensación por esto último, nuestra opinión no tiene nada que ver con esto, nuestra opinión en reviews es honesta y refleja lo que pensamos sobre nuestra experiencia con los productos que probamos.