Los resultados de un estudio hecho por la Escuela de Economía y Ciencia Política de Londres desafían lo que hasta hoy creíamos del sueño: Las personas con más alto I.Q. (coeficiente intelectual) tienden a trabajar más en la noche, frente a los de I.Q. bajo que prefieren solo trabajar en el día y madrugar.

Satoshi Kanazawa dirigió el estudio y concluyó además que hay una estrecha relación entre el sueño y la inteligencia. Según Kanazawa nuestro ancestros eran diurnos, pero evolucionamos al nivel de trabajar más allá de las horas de luz solar.

También advierten que las personas que trasnochan y duermen poco son más propensas a contraer enfermedades y problemas alimenticios, por lo que recomienda seguir con nuestros ritmos de trabajo pero siempre respetando las horas mínimas de sueño.

[Fuente: Fayerwayer] [Foto CC by Scott McLeod]

Siguenos por Twitter a través de @Geeksroom y no te pierdas todas las noticias, cursos gratuitos y demás artículos. También puedes seguirnos a través de nuestro canal de Youtube para ver nuestros vídeos y a través de Instagram para ver nuestras imágenes!