Foto de Jason Samfield en Flickr

Foto de Jason Samfield en Flickr

En un anuncio hecho por NEC Corp. (Nippon Electric Company) se reporta que la gigante Google está uniendo fuerzas con una serie de gigantes de telecomunicaciones asiáticos para instalar el cable submarino transpacífico más rápido y más extenso del mundo.



Su nombre es Faster o más rápida traducido a nuestro idioma y será desplegada por la compañía japonesa NEC a un costo de $300 millones. Los trabajos empezarán de inmediato pero su funcionamiento no será sino hasta el segundo cuarto del 2016.

Se puede especular casi con certeza que el emprendimiento de Google se debe al rápido crecimiento de Android en Asia. La mayor parte de los centros de datos de Google están en los EE.UU., y Google no quiere que la latencia o la falta de ancho de banda aleje a la gente de su Play Store u otros servicios clave en Google/Android.

Vale anotar que Asia en general es el mercado más rápido en crecimiento por el número de personas que se integran al Internet – y no importa si están conectados a través de teléfonos inteligentes, tabletas o PC convencionales, está en el mejor de los intereses para Google el optimizar su red para captar todos de esos potenciales nuevos clientes.

FASTER, no representa las siglas de ninguna cosa. Es un concepto.

Como su nombre lo indica, Faster es una red más rápida que otras en el transpacífico. Y su recorrido va desde Portland en los EE.UU. hasta Chikura y Shima en el Japón, con una capacidad inicial de 60 Terabit por segundo.

Google es el único de los seis socios de la inversión con base en los EE.UU. Los otros cinco miembros del consorcio son compañías de telecomunicaciones muy conocidas en Asia: China Mobile International, China Telecom Global, Global Transit (pan-Asia), KDDI (Japón), y SingTel (pan-Asia).

Los detalles del cable. Tendrá seis canales de fibra óptica, cada una capaz de transportar 100 canales de 100 Gbps (100 Gigabit Ethernet, el estándar de transmisión de la red más rápida corrientemente). Esto significa que cada fibra individual llevará hasta 10Tbps de datos – o 60 terabits por segundo para todo el cable.

Con este anuncio y si su rápido crecimiento continúa, Asia pronto usurparía la posición de la Union Europea y los EE.UU. como centros económicos élites en el mundo. En cuyo sentido las empresas estadounidenses se deben mover par obtener algunos enlaces de alta velocidad con el creciente mercado y así no ceder demasiado terreno a empresas asiáticas domésticas.

A aprender más de la cultura asiática y si es necesario a aprender el idioma chino. Y pronto…!