Empezando a probar un Nokia Lumia

“Este artículo ha sido escrito por Christian Delgado von Eitzen,
Ingeniero de Telecomunicación. Director técnico, desarrollador (desde 1999)
y responsable de diferentes sistemas web y plataformas en Internet. Inmerso
en estrategias de posicionamiento en Internet y analítica web. Social Media
Manager. Formador en Nuevas Tecnologías y Redes Sociales. Publicando desde
noviembre de 2002 artículos de divulgación informática y telecomunicaciones.  Lo pueden encontrar en Twitter como @chdve, en Google+ o en su blog.

Desde hace más de dos años soy usuario intensivo de iPhone. Lo utilizo para prácticamente todo y me encanta probar aplicaciones e intentar exprimir sus características al máximo. Durante este tiempo he tenido también la oportunidad de probar puntualmente otros modelos de smartphones como un Nokia N97, distintas Blackberrys (tanto táctiles como solo de teclas), un Samsung Galaxy, HTC, etc.

Hace unos años tuve también un teléfono HP con Windows Mobile 6.1. La combinación de dos grandes como Microsoft y Nokia en el mundo de la telefonía siempre me llamó la atención. Windows Phone, por lo que puedo leer en blogs especializados como este, está recogiendo muy buenas críticas y parece que es un candidato firme a presentar batalla ante Apple y Google como uno más, a pesar de que durante mucho tiempo simplemente no estuvo. Mi idea era usarlo personalmente y formarme mi propia opinión.


El pasado lunes Nokia me confirmó que me prestaba un Nokia Lumia 15 días para probarlo y como pensé que seguro que hay dificultades para pasar de iPhone a Windows Phone a la hora de encontrar aplicaciones, transferir la información, etc. me pareció interesante intentar hacer un post al día en www.christiandve.com y poner en Twitter algunos comentarios con el hashtag  #pruebaWP.

Ayer recibí el terminal. Se trata de un Nokia Lumia 800 con Windows Phone 7.5. El acabado (plástico negro) da sensación de robustez, personalmente me parece mejor que el de los Samsung que he visto y que el del iPhone (metal y plástico) que se raya con tanta facilidad.

Tiene cuatro botones laterales (dos del volumen, encendido y cámara de fotos) además de los tres que tiene sobre la pantalla y que son los definidos por Microsoft: atrás, tecla Windows y buscar.  La cámara es de 8 MP con óptica de Carl Zeiss con gran angular y flash.

El procesador es a 1,4 GHz según el fabricante. La capacidad es de 16 GB y tiene 512 de RAM, igual que el iPhone 4 y 4S y la mitad que el Samsung  Galaxy Nexus o el Samsung Galaxy II, por ejemplo. La pantalla es de 3,7’ y pesa poco más de 140 gramos.

La pantalla, de Gorilla Glass , está ligeramente curvada y le da un toque diferente. Se echa de menos una cámara frontal, hoy en día presente en casi todos los terminales de gama alta como este.

Arranca increíblemente rápido, en apenas 20 segundos está listo para recibir instrucciones. Al igual que los últimos modelos de iPhone utiliza una tarjeta en formato microsim, algo más pequeña que una Sim convencional.

Una de mis mayores curiosidades era saber cómo responde al tacto y si es igual de suave que el iPhone con las transiciones. La respuesta es que sí. Me atrevería a decir que es casi tan fluido como el móvil de Apple. Incluso al realizar diferentes acciones como ver un contacto, abrir un programa, hacer el ya clásico “pinch” con los dedos para ampliar o hacer scroll presenta unos efectos visuales muy agradables que transmiten un cuidado diseño. Al poner el móvil en modo apaisado se ve una transición suave, nada que ver con el N97.

Esto es lo poco que probé con él el primer día, mi idea es instalar por lo menos las siguientes aplicaciones (imprescindibles para mí en el iPhone). Si no existen obviamente habrá que localizar equivalentes. Aparte dejo los juegos.

  • Gestor de correo
  • Aplicación de cámara de fotos
  • Whatsapp
  • Dropbox
  • Evernote
  • Windguru
  • Foursquare
  • Walk n type (de vez en cuando la uso, de verdad)
  • Flipboard (la apunto pero no creo que haya equivalente)
  • Buscar mi iPhone (no sé si Windows Phone tiene ya esta opción)
  • Quickoffice (para creación y edición básica de documentos de Office plenamente integrado con Dropbox). Sé que tiene de serie Microsoft Office
  • Photosynth (siendo de Microsoft imagino que tendrán una versión para Windows Phone)
  • Aplicación de mapas o GPS (Creo que tiene el Nokia Maps, mucho mejor que el maps del iPhone)
  • Agenda (con los contactos, claro). Solo pensar en el proceso de importación me dan escalofríos…
  • Calculadora
  • Lector de RSS. Aquí imagino que habrá muchos pero integrados con Google Reader y que permitan fácilmente compartir en Redes Sociales no sé si tanto
  • Aplicación de Facebook
  • Aplicación de Tuenti (casi no la uso, pero…)
  • Aplicación de Linkedin
  • Aplicación de Google+
  • Pinterest
  • Aroundme o equivalente
  • ¿Existe versión para Windows Phone de Apalabrados? (Angry Words)
  • Viber
  • Skype
  • Forfone
  • Programa de optimización de la batería
  • Cliente de Twitter: lo he dejado de último porque imagino que habrá muchos pero habrá que localizar el que satisfaga mis gustos y necesidades. En iOS tardé hasta encontrar mi favorito indiscutible (Tweetbot)

La primera impresión ha sido muy buena tanto en apariencia como en prestaciones, fluidez y rapidez de respuesta, si bien habrá que ver cómo se porta en el trabajo diario y si tiene aplicaciones interesantes. Al terminar el experimento elaboraré otro post con las conclusiones finales, comparándolo también con el iPhone ya que es modelo al que estoy más acostumbrado. Indudablemente Windows Phone no lo tiene fácil pero seré lo más imparcial y objetivo posible. Está demostrado que en el mundo de la informática nadie tiene el puesto fijo como las circunstancias demuestran continuamente y, ahora, tanto Microsoft como Nokia parece que están en el buen camino.

Anuncios

2 Comments

  1. Matias 24 febrero 2012
    • Christian 25 febrero 2012