Photo source: engadget.com

Photo source: Ben Gilbert/engadget.com

Existe una amplia diferencia entre la cobertura en medios en idioma inglés cuanto en idioma español del acuerdo no confirmado entre la compañía surcoreana y Oculus VR, una compañía recientemente adquirida por Facebook.



El objetivo de Samsung es convertirse en la primera compañía de tecnología en llegar al mercado con este tipo de producto y servicio en este mismo año.

El acuerdo resulta interesante para cualquier analista, no solo porque estamos viendo acuerdos entre propios competidores, sino por el interés en la realidad virtual. Parece que aunque competidores, sus objetivos distan. Samsung busca desarrollar un periférico para utilizarlo con sus celulares, mientras que Oculus le apuesta más al mercado de los videojuegos. Samsung no busca competir con Oculus VR y Facebook, sino más bien trabajar con ellos.

Según el último informe de Engadget, como parte del acuerdo Oculus VR se estaría encargando del software del producto, mientras que Samsung se ocuparía del hardware. Oculus le ofrece acceso a Samsung a su kit de desarrollo de software para móviles, ayudándole así en el desarrollo del software de interfaz del usuario. Samsung por su parte le proporcionará a Oculus acceso a sus pantallas OLED de próxima generación.

Samsung sigue trabajando con su reloj inteligente y el proyecto en mención no tiene nada que ver con Oculus Rift de Facebook. Por su propio lado Oculus VR sigue desarrollando gafas de realidad virtual para PCs, con el beneficio de las pantallas OLED alta densidad de Samsung.

Los usos del prototipo de Samsung serán posiblemente varios: Desde una manera distinta de experimentar el “contenido” captado por la cámara hasta los juegos, pasando también por un nuevo método de consumo de contenidos. Por ahora existen varias opciones para controlarlo, incluyendo los movimientos de cabeza, y botones en uno de los lados del dispositivo. Como ven solo hablamos de eso, prototipo, las dos compañías se han negado a comentar la nota de Engadget.

Estamos entonces frente a un nuevo tipo de tecnología que tiende a dominar el futuro de la tecnología de consumo. Solo recordemos que Google ofrece realidad aumentada con su Google Glass. Facebook ha adquirido un fabricante de auriculares de realidad virtual; y, Sony desarrolla su auricular Morpheus VR.

¿Camino a convertirnos en Ciborgs? Yo no lo creo, eso solo es para quienes gustan de ese tipo de tecnología y para quienes pueden pagar por eso.