Aplicaciones en contra del abuso sexual: Un desafío para desarrolladores!

El Departamento de Salud y Servicios Humanos en conjunción con la Oficina de Políticas sobre Ciencia y Tecnología de la Casa Blanca, están colaborando con la Oficina del Vicepresidente Joe Biden para ayudar a prevenir el asalto sexual y la violencia entre parejas de novios en los campus universitarios.

Andrew Walters de ReadWriteWeb anota que 1 de cada 5 mujeres ha reportado haber sido asaltada sexualmente mientras atendía sus estudios universitarios en las universidades norteamericanas. Otros reportes similares aseguran que es el lugar donde a través de las conocidas fraternidades, los centros de educación superior en este país es donde más se ingiere licor.


La competencia recibe el nombre de Apps Against Abuse y forma parte del Programa Challenge.gov, que lleva la administración Obama, que es donde el gobierno federal genera este tipo de desafíos y es el pueblo quien crea aplicaciones y proporciona soluciones participativas.

Los usuarios de primera mano serán (pero no los únicos) los estudiantes de educación superior, consejeros, miembros de las fraternidades y jóvenes de ambos sexos que quieran convertirse en ejemplo de como promover la prevención en nuestras comunidades. Entiéndase por comunidades todas aquellas en las Alma Mater alrededor del mundo.

Los desarrolladores deben crear una aplicación que pueda conectar a la posible víctima con sus amigos de confianza en tiempo real para así prevenir que ocurra el abuso o violencia. El enfoque es social evidentemente. Este tipo de aplicaciones debe ser capaz de dejarles saber a tus amigos de tus andanzas con frecuentes registros (check-ins), especialmente en situaciones de riesgo.

Pero estas aplicaciones también ayudarán a posibles testigos visuales, para que ellos obtengan soporte y ayuda de sus propios amigos, así como recursos que les garantice una intervención efectiva pero segura antes de que una situación abusiva prospere.

Es muy importante el paso que el gobierno norteamericano está dando y debe servir de ejemplo para otros gobiernos. Sin embargo, no han sido ellos los dueños de la idea de utilizar la tecnología disponible para prevenir la violencia y el asalto sexual a mujeres. En Disrupt Hackathon 2010 organizada por TechCrunch, ya se presentó a la aplicación ganadora, WiseDame. Esta aplicación es útil para compartir información en torno a su propia seguridad.

El éxito de la propuesta del gobierno norteamericano, así como de las aplicaciones existentes, radica en que todos nosotros, hombres, mujeres, testigos y hasta sobrevivientes cooperemos ya sea desarrollando nuevas aplicaciones, utilicemos las nuevas tecnologías o nos sirvamos efectivamente de la redes sociales.

Existe otra aplicación que permite a sus usuarios reportar los lugares donde han sido molestados. No necesita subir ninguna foto, ni siquiera de la persona misma. El reporte se verifica y personal de Hollaback mapean esa información y construyen una base de datos de las calles en donde la gente ha experimentado abuso sexual.

[Fuente ReadWriteWeb][Imagen CC christopherleonard]



One Response

  1. knano 31 julio 2011