GeeksRoom Review, OtterBox Impact Blackberry 8500 Series

Como ya les he comentado en otra ocación, OtterBox es una firma que se especializa en crear protectores para dispositivos móviles y es una de las empresas que mejor lo hace.

Esta vez me enviaron un protector para Blackberry, el de la serie Impact 8500.


La serie Impact es la serie de protección más básica de OtterBox.

Colocarle este protector a mi Blackberry Curve, prácticamente no es trabajo, en un par de segundos ya está colocado.

Este protector posee dos capas de protección.  El principal es la funda en sí que está fabricada con silicona durable, con una alta capacidad de absorción de impactos, gracias a la construcción interna de la misma que presenta líneas cruzadas de silicona, que forman una grilla en la parte trasera y en las esquinas del Blackberry.

La segunda capa de protección es un plástico que se adhiere a la pantalla y es una de las cosas que lo diferencian de otros protectores básicos que vemos en la competencia.

Para instalar este plástico protectivo incluyen las instrucciones, una tarjeta de instalación y un pequeño trozo de tela especial para limpiar la pantalla del smartphone antes de instalar el plástico.  Cosa que no lleva mas de 30 segundos, haciendolo con sumo cuidado, aunque con práctica se puede instalar mucho más rápidamente.

A pesar de que la capa de silicona en gruesa, todos los controles son facilmente operable con la misma´, como así tambien el puerto de carga de la batería y la cámara..

La parte trasera, trae dos capas de silicona y en los costados de la misma la funda viene con una textura para un mejor agarre.

Lo único que no trae incluído es una presilla para llevarla en el cinturón.

Pesa tan solo 22,68 gramos y sus dimensiones son 116 mm de alto, 63 mm de ancho y 18 mm de profundidad.

Su precio es de 19.95 dólares y lo pueden comprar directamente en el Store de OtterBox.

Conclusión Final: No posee el poder de protección que puede ofrecer la serie defender, pero es mucho mejor que otros protectores de su tipo.  El plástico protector para la pantalla, más que nada lo protege de rayaduras e impactos no muy fuertes. La única parte que no queda protegida es el teclado Qwerty, pero para eso no hay solución ya que es el diseño del Blackberry Curve y ante esto no se puede hacer nada.

El material es durable y la textura de los costados le da un agarre extra.

No es una funda que brille por su estilo y le quita un poco al estilo singular de la Curve.   Pero dejando de lado eso, es muy práctica y cumple su cometido de protección.

Lo único que este protector, como bien lo dije anteriormente, no trae una presilla para poder llevarla en el cinturón y debemos de llevarla en algún bolsillo, la mano o en una cartera.

Calificación: 8/10