twitter-what-are-you-doing-flikr



Desde el primer tweet que se publicó en Twitter, allá por el 2006, hasta el último tweet público ahora son parte de una base de datos que será analizada por los científicos del MIT, los cuales fueron ofrecidos por Twitter en forma gratuita a través del programa Data Grants, lanzado en Febrero pasado para que cualquier científico pueda acceder a la data pública para realizar distintos tipos de investigaciones.

La diferencia esta vez, es que además de los tweets, Twitter entregará 10 millones de dólares al MIT Media Lab en el curso de 5 años, para cubrir costos de las investigaciones.  La cifra representa cerca del 25% del presupuesto anual de 45 millones de dólares de los que dispone esta institución para llevar a cabo distintos tipos de investigaciones.

Los científicos del MIT Media Lab analizarán los tweets a través de un nuevo proyecto que se llama Laboratory for Social Machines (LSM).  El LSM estará liderado por Deb Roy, profesor asociado del MIT, que además trabaja un día a la semana en Twitter, donde es el Jefe Científico de Media.

El objetivo de estas investigaciones es estudiar patrones del discurso público en Internet y  luego, basados en los resultados, desarrollar tecnología como por ejemplo aplicaciones móviles que pueden servir para monitorear tendencias.

Entre los estudios que llevarán a cabo con los tweets, uno de los mayores y más importantes será el que explorará la tendencia de la social media para generar más energía negativa que positiva.

Este no es el primer estudio de este tipo llevado a cabo por el MIT Media Lab, también están llevando a cabo investigaciones sobre cómo se comunican los usuarios en sitios públicos como Wikipedia y Reddit.

Imagen Chinen Keiya