facebook-web-flickr



El año pasado Yahoo tomó la decisión de otorgar viejas direcciones de email que no se usaban desde hacía mucho tiempo, a otros usuarios que las solicitaran. Algo que por un lado solucionaba un problema para Yahoo y por otro también ayudaba a los usuarios que querían poseer determinada dirección de email.

Pero lo que para Yahoo y algunos usuarios era bueno, para otros servicios y varios de los dueños de direcciones de email de Yahoo que se iban a reciclar no lo era, ya que como bien lo explica Facebook, si el usuario original de una de esas direcciones de email que Yahoo pensaba reciclar, utilizó la misma para abrir una cuenta en Facebook, se podía dar el caso de que el nuevo dueño, con la dirección de email reciclada y un simple pedido de cambio de contraseña en Facebook, se apoderara de la cuenta del usuario en Facebook.

Por ese motivo Facebook propuso a Yahoo una mejora que mitigara ese riesgo, la cual consiste en insertar una marca de tiempo dentro de un mensaje de email para indicar la última vez que Facebook confirmó la titularidad de una cuenta de Yahoo.  Si la cuenta cambia de dueño desde la última confirmación de Facebook, Yahoo eliminará el mensaje, por lo que Facebook no enviará más mensajes a esa cuenta.

Este nuevo método de gestionar direcciones de email recicladas es un nuevo estándar llamado RRVS (Require-Recipient-Valid-Since).

Para más información pueden seguir este enlace http://tools.ietf.org/html/rfc7293.

Imagen Franco Bouly