En el Hospital Johns Hopkins llevaron a cabo una operación implantando un dispositivo con el objetivo de estimular el cerebro de un paciente de Alzheimer para tratar de frenar los efectos de esa terrible enfermedad.



A medida que el Alzheimer va avanzando en un paciente la primer área que se va encogiendo es el hipocampo, que es la parte del cerebro responsable de convertir la memoria de corto plazo en memoria de largo plazo.

Este dispositivo, similar a un marcapasos, posee un par de electrodos que son los encargados de estimular el hipocampo.  La energía la recibe de una batería que está implantada bajo la piel.

En estos días esta programada otra operación más en el mismo hospital, con otro paciente que sufre la enfermedad de Alzheimer y para el 2013 piensan llevar a cabo alrededor de 40 implantes más.  El jefe del equipo que lleva a cabo estas operaciones es el doctor William S. Anderson, M.D

Si bien es la primera vez que se lleva a cabo una operación de este tipo en los Estados Unidos, no es la primera vez que se han implantado estos dispositivos de estimulación cerebral. Previamente se había hecho en Europa y en el 2010 en Canadá, se llevaron a cabo 6 de estos procedimientos y no solo para tratar Alzheimer, también para tratar diversas enfermedades como Parkinson, depression, Sindrome de Tourette y otras formas de daño cerebral.  En uno de los pacientes canadienses el tamaño del hipocampo creció en un 8% luego de un año de utilizar este dispositivo.

[Fuente The Verge] [Imagen CC Wikipedia]