Este no es un conjunto para una película o una pesadilla, tampoco fue para que Spiderman grabara una nueva película, se trata de una instalación de arte hechas enteramente de cinta de embalaje. Es lo suficientemente fuerte como para sostenerse, y que incluso puede soportar varios visitantes que pueden arrastrarse por el interior y explorar lo que sienten las arañas.

La instalación fue realizada por un colectivo de diseño llamado foruse, en un edificio de la Bolsa  en Viena. El grupo utilizó cien libras de cinta de embalaje transparente o 117.000 pies de la materia a partir de 530 rollos.

En el futuro cercano los mismos creadores piensan traer cada vez más, este tipo de instalaciones de gran tamaño en Berlín, Frankfurt, y la costa croata.

En cuanto a su trabajo, los artistas dicen:

“La idea de la instalación tiene su origen en un concepto de diseño establecidos para un espectáculo de danza, en el que se desarrolla la forma del movimiento de los bailarines entre los pilares.”

Yo opino que esto puede ser un tremendo juego para los niños, así saldrían del ya viejo juego del castillo inflable, ciertamente muy bueno.

Os dejó el vídeo demostrativo:

Vía: fastcompany


No olviden seguirnos y comentar en Facebook.


¿Te gustó? Compartilo con tus amigos!